miércoles, abril 01, 2009

WATCHMEN: Cómic VS. Película

“Considerar a los cómics como infantiles 
y vanales es algo muy flojo.
Muchos cómics son bastante cultos, 
a diferencia de bastantes películas.”
-Alan Moore
Diferencias entre el cómic y la película. Doctor Manhattan, Rorschach, NiteOwl

La novela gráfica más aclamada ha finalmente llegado a la pantalla grande de una forma que a no todos les ha gustado. Creada en 1986 por Alan Moore y Dave Gibbons, Watchmen nos muestra una realidad alterna de la década de los ochentas donde Richard Nixon sigue siendo presidente, los Estados Unidos están al borde de una guerra nuclear con la Unión Soviética, los superheroes disfrazados han sido declarado ilegales a menos de que estén en colaboración directa con el gobierno.  Watchmen fue uno de las primeras historias de superhéroes que requerían ser vistas desde la perspectiva de un adulto para poder apreciar todas las capas ideológicas que mostraba. 

Tanto la novela gráfica como la película presentan varios aspectos característicos de la época, tales como las canciones emblemáticas 99 Luftballoons y Everybody Wants to Rule the World y los clásicos televisores con sus bonitos acabados de madera.  



Silk Spectre, Ozymandias y The Comedian.

El legendario escritor de cómics Alan Moore es ampliamente conocido por su postura de estar en contra de las adaptaciones cinematográficas de sus obras ya que no estan diseñadas para ser contadas propiamente en dos horas debido a la complejidad de su estructura narrativa. "Mis historias están hechas para disfrutarse en un cómodo sillón junto al fuego de una chimenea, no en una sala de cine en medio de un montón de desconocidos" ha argumentado el propio Moore, ventilando así un poco su personalidad ermitaña. Las adaptaciones fílmicas de V for Vendetta y The League of Extraordinary Gentlemen, otras obras de su autoría, le dan claramente la razón a Moore ya que alteran drásticamente el sentido de sus historias. Por esta razón, muchos temían que Watchmen sufriría mucho más debido a la historia más larga e intricada que maneja. Los cambios más importantes hechos a esta obra son:


-Tales of the Black Freighter
Dentro de la historia de Watchmen, un niño lee el cómic de unos piratas, en una historia que le añade contexto y alegoría a la historia principal. Aunque fue emitida de la película por obvias razones de tiempo, Tales of the Black Freighter aparecerá como animación en un DVD y posteriormente será integrada a la versión extendida de Watchmen en DVD y BluRay. Habrá que esperar a ver como queda esta amalgama.


-Final diferente
El final del cómic donde un pulpo extraterrestre destruye las principales ciudades del mundo fue cambiado por uno donde el Doctor Manhattan es el culpable de la destrucción con un rayo azul. Esto nos hizo sentir lo mismo que sentimos cuando vimos que Galactus era una únicamente una gran nube en Fantastic Four Rise of the Silver Surfer. El pulpo y un gigante devora planetas simplemente no encajaban con las historias simplificadas que presentan ambas películas.


-El pene del Doctor Manhattan
Muchos insisten en que alterar el pene del Doc Manhattan de su estilo "David de Miguel Angel" a uno mucho más grande y aparentemente circuncidado en la película va en contra de lo que los creadores pretendían: mostrar la impotencia de un ser todo poderoso (aunque suene contradictorio) dentro de una sociedad devastada. Pero, vamos, alguien que puede transformar la materia de cualquier forma que quiera y que muestra el cuerpo de un fisico culturista en esteroides (¿pleonasmo?) seguramente modelaría sus genitales para verse imponentes, ¿no creen?


-Otros cambios
Algunas escenas del libro son sólo referenciadas brevemente en la película, como cuando Silk Spectre tira un globo de nieve, o cuando la nave Archie de NiteOwl ataca la cárcel con sus Screechers sónicos. Otras subtramas fueron omitidas como la relación entre Rorschach y su psiquiatra y algunos asuntos entre The Comedian y su hija Silk Spectre.

Veredicto
Tomando en cuenta las omisiones y cambios hechos a la novel gráfica puedo decir que los 162 minutos que dura la película de Watchmen son una excelente y entretenida publicidad a la fuente original.  Las ventas del libro han incrementado drásticamente gracias a este filme y creo que eso es bueno para Alan Moore, hacer que más gente lea sus obras.

Condones celebrando la popularidad del pene del Doctor Manhattan (izquierda), la pero pesadilla de Alan Moore como se vió en Los Simpson (derecha).

Este post fue traído a ustedes por cortesía de 1980Me.com

1 comentario:

Choropeitor dijo...

Menos mal que no la fui a ver, no sabía que cambiaban el final en la adaptación fílmica.

Bueno, Alan Moore ya nos había advertido, ché...